“Roma”, un filme independiente mexicano en blanco y negro, hablado en español y un dialecto indígena, es uno de los dos más nominados a los Óscar, que se entregarán el 24 de febrero.

La aclamada cinta del cineasta Alfonso Cuarón, que inspiró en su infancia, recibió este martes 10 nominaciones a los cotizados premios de la Academia.

“La favorita”, del griego Yorgos Lanthimos, entró también en una decena de categorías, mientras que “Nace una estrella” y “Vice” terminaron con ocho y “Pantera Negra”, la taquillera película de Marvel, la primera dedicada a un superhéroe negro, cerró con siete.

“Roma” es una de las ocho nominadas a mejor película del año, así como Cuarón fue también nominado por dirección, fotografía y guión original.

La aclamada actuación de Yalitza Aparicio, una maestra de escuela de origen indígena que debutó en el oficio con esta película, fue nominada a mejor actriz junto a pesos pesados como Glenn Close (“The Wife”), Olivia Colman (“La favorita”), Lady Gaga (“Nace una estrella”) y Melissa McCarthy (“Can You Ever Forgive Me?”).

Aparicio es la segunda debutante nominada al Óscar en una película de idioma no inglés, después de la colombiana Catalina Sandino Moreno por “María llena eres de gracia” en 2004.

Marina de Tavira fue nominada por su parte a mejor actriz de reparto.

Ambas actrices encarnan a las dos mujeres que marcaron la vida del cineasta: su madre, en pleno proceso de separación (De Tavira), y su niñera de origen indígena y embarazada tras sus primeras experiencias sexuales (Aparicio).

La película, que se enmarca en el turbulento México de los 70, representa a ese país en la categoría de mejor filme extranjero, además de haber sido nominada por su diseño de producción, edición y mezcla de sonido.

“Sé que es un cineasta de primer orden, un orgullo de México a quien felicito y también a todos los actores, a todos los que intervinieron en esta producción, mis felicitaciones, son muy buenas noticias”, celebró el presidente Andrés Manuel López Obrador, quien dijo que aún no ha podido ver la producción.

“Roma” no solo representa nuevas nominaciones para Alfonso Cuarón, cuyo filme “Gravedad” se llevó siete galardones en 2014, sino que es la primera producción de Netflix compitiendo en las principales categorías.

El gigante del streaming ha sido criticado por los estudios tradicionales por su estrategia de distribución masiva en línea de contenidos originales, contra la estrategia tradicional de proyecciones limitadas a sólo unos pocos cines.

Con diez nominaciones, “Roma” empata el récord de “El tigre y el dragón” (2000) de mayor cantidad de nominaciones recibido por una película en lengua no inglesa.

Es además la décima película en lengua no inglesa nominada a la mejor película y la quinta en entrar tanto en la categoría de filme extranjero como de mejor película en el mismo año. La última en lograrlo fue “Amour” en 2013.

 “Adaptarse o morir”

Además de “Roma”, fueron nominados a mejor película: “Infiltrado del KKKlan”, “Bohemian Rhapsody”, “La favorita”, “Green Book: Una amistad sin fronteras”, “Nace una estrella”, “Vice” y “Pantera Negra”, la primera película de superhéroes nominada a mejor película.

Su nominación llega en un momento en que, según expertos, los miles de miembros de la Academia de Artes y Ciencias Cinematográficas están en una encrucijada entre una película de autor como la de Cuarón o un filme que complace a la audiencia y termina con una taquilla millonaria.

La organización llegó a anunciar la creación de una ambigua categoría de “mejor filme popular”, que fue vista como una ventana para premiar a taquilleras películas, pero tras duras críticas la idea fue abortada al mes.

“Los Óscar tienen dos opciones: adaptarse o morir”, escribió la veterana editora del sitio especializado Awards Daily, Sasha Stone.

“Pantera Negra les ofrece una opción. Cumple con suficientes criterios para sentirse bien por apoyarla”, indicó sobre la cinta de Marvel, la primera dedicada exclusivamente a un superhéroe negro y que rompió récords de taquilla.

“El otro camino es el cine puro: premiar el logro artístico de Roma de Alfonso Cuarón” y al mismo tiempo decir “que ahora están de acuerdo con el futuro del cine híbrido de streaming + teatral”.

Christian Bale, Bradley Cooper, Willem Dafoe, Rami Malek y Viggo Mortensen se disputan la estatuilla a mejor actor.

Y un año después del movimiento #MeToo y el Times Up contra el acoso sexual y más equidad en la industria, una vez más, ninguna mujer fue nominada a mejor directora.

El Óscar, que cierra la temporada de premios, podría celebrarse por primera vez sin anfitrión principal desde 1989, luego que el comediante Kevin Hart, contratado para este año, decidiera renunciar tras no disculparse por unos tuits homofóbicos que había escrito años atrás.

El foco estará entonces en las estrellas.

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *