Cabras: estudian las carencias minerales para detectar enfermedades

Un equipo de investigadores del INTA analizó el perfil mineral del ganado caprino en cinco provincias argentinas y lo relacionó con las principales enfermedades diagnosticadas. Esta información servirá para ajustar la suplementación en las distintas regiones del país.

El ganado caprino sufre regularmente una serie de enfermedades que se producen por las carencias de minerales. Un correcto diagnóstico de la afección, sumado al análisis del perfil mineral, servirá para ajustar la suplementación en las distintas regiones del país.

En este sentido, investigadores del INTA San Luis, Salta, Anguil –La Pampa– y Balcarce –Buenos Aires– realizaron un relevamiento del perfil mineral de las cabras para establecer parámetros nacionales que permitan caracterizar los niveles séricos de los animales en sistemas reales de producción.

“El perfil mineral de los animales es el resultado de la relación entre el suelo, la planta y el animal”, puntualizó Carlos Rossanigo, especialista en sanidad animal del INTA San Luis y uno de los investigadores a cargo del relevamiento que se realizó en cinco provincias de la Argentina.

“Detectar las carencias minerales a tiempo es una buena herramienta para orientar y ajustar la suplementación mineral en las distintas regiones caprineras de nuestro país”, señaló Rossanigo y agregó: “Los síntomas a observar pueden llegar a ser confusos al momento del diagnóstico y, como consecuencia, desorientar a quienes tengan esta tarea”.

El estudio consistió en obtener resultados serológicos de Calcio (Ca), Magnesio (Mg), Cobre (Cu) y Zinc (Zn), es decir, el perfil mineral de 5600 cabras pertenecientes a 279 majadas de Salta, Jujuy, San Luis, La Pampa y Córdoba.

“Era importante avanzar en esta caracterización debido a que en la Argentina no teníamos valores de referencia nacional de animales en sistemas reales de producción”, expresó el investigador del INTA y agregó: “Hasta ahora, solo se manejaban parámetros internacionales”.

En el Laboratorio de Sanidad Animal del INTA San Luis se realizaron 22.400 análisis serológicos por espectrofotometría de absorción atómica. Las muestras procesadas y los resultados medios obtenidos fueron de 8,1 a 11,8 miligramos de Ca, de 1,8 a 2,8 miligramos de Mg, de 0,49 a 0,63 partes por millón (ppm) de Cu y de 0,51 a 0,74 ppm de Zn.

“Los bajos valores de Cobre detectados podría expresarse clínicamente con la aparición de ciertas enfermedades (Ataxia enzóotica) y manifestarse con retraso en el crecimiento en los animales”, explicó Rossanigo quien aseguró que “el resto de los minerales se encontraron en valores normales y con niveles concordantes con la bibliografía extranjera”.

El estudio, del que participaron los investigadores Walter Page del INTA San Luis, Daniel Bedotti del INTA Anguil –La Pampa–, Víctor Suarez del INTA Salta y Jorge Manazza del INTA Balcarce –Buenos Aires–, recibió la primera mención al premio Dr. Adolfo Casaro otorgado por la Asociación Argentina de Veterinarios de Laboratorios de Diagnóstico (AAVLD).

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *