Alertan que se adelantó en 10 años la resistencia bacteriana a los antibióticos

Especialistas del la Sociedad Argentina de Infectología coincidieron en señalar que la situación se originó en el uso indiscriminado de estos fármacos por parte de la población.

El comité de expertos del XXI Congreso de la Sociedad Argentina de Infectología (SADI) alertó que “en el 2020 se adelantó 10 años la resistencia antimicrobiana” por el uso indiscriminado de antibióticos, y destacó como un problema mundial el descenso en la cobertura del calendario de vacunación, que en Argentina se ubica alrededor del 75%.

La presidenta de la Sociedad Argentina de Infectología (SADI), Claudia Salgueira, destacó este lunes que ante la evolución favorable de la pandemia de coronavirus en nuestro país, el Congreso significa una oportunidad “para poner el foco sobre otros temas”, ya que el coronavirus “se llevó toda la visibilidad y ahora hay que correr el velo”.

En una edición inédita que combina actividades virtuales y presenciales en la sede del Hotel Hilton de Buenos Aires, profesionales argentinos y extranjeros presentarán los últimos avances en materia de enfermedades infecciosas y su impacto en la población en el Congreso que comenzó en la fecha y se extenderá hasta el miércoles próximo.

Entre los temas prioritarios a abordar, expertos de la SADI alertaron sobre el uso indiscriminado de antibióticos por parte de la población, que trae aparejada la pérdida de eficacia de estos fármacos.

En tanto, la presidenta del Comité Organizador, Susana Lloveras, advirtió sobre el rol de miembros del equipo de salud como los farmacéuticos, que a veces “venden antibióticos sin una prescripción médica”.

La resistencia se produce cuando bacterias, virus, hongos y parásitos cambian con el tiempo y ya no responden a los fármacos, lo que hace que las infecciones comunes sean más difíciles de tratar, aumentando el riesgo de propagación de enfermedades graves.

“La RAM, resistencia antimicrobiana, es hoy el eje conductor de parte del Congreso porque es uno de los grandes problemas que estamos teniendo”, aseguró Analía Mykietiuk, médica infectóloga y secretaria de la comisión directiva de SADI.

Por su parte, la presidenta del Comité Científico, Wanda Cornistein, explicó que en el 2020 hubo una “duplicación del número de infecciones asociadas al cuidado de la salud”, según datos del Instituto Nacional de Epidemiología.

Asímismo, precisó que “estas infecciones, asociadas al cuidado de la salud, son las que se relacionan mayoritariamente con la multirresistencia. Dentro de los hospitales hubo un incremento importante de las drogas que se usaban, por ejemplo para la neumonía”.

Sobre este punto, indicó que en base a investigaciones del Instituto Malbrán, “hoy sabemos que en el 2020 se adelantó diez años la resistencia antimicrobiana que esperábamos” y señaló que se observó una “prevalencia de enterobacterias que serían como los bichos malos que nos afectan, organismos de prioridad para la Organización Mundial de la Salud y que en nuestro país están en todas las unidades de cuidados intensivos“.

Otro de los temas que el Comité Organizador subrayó fue el descenso en la cobertura del calendario de vacunación, lo que el especialista Ricardo Teijeiro caracterizó como “un problema mundial, no exclusivo de nuestro país”.

“En Argentina, en promedio, tenemos en este momento un descenso del 75% en la cobertura y en algunas vacunas más, que son las que salen del primer año de vida”, detalló Teijeiro, y apuntó que “el calendario de vacunación durante el primer año de vida se respete más porque tiene más control, ahora cuando van los refuerzos las caídas son muy importantes, sobre todo en el adolescente”.

Para graficar la gravedad de este descenso, el médico explicó que para controlar una enfermedad como el sarampión se necesita una cobertura que pase el 90% y advirtió que “en este momento hay un brote de sarampión en Brasil y ahora empieza a bajar”.

Entre las causas de la caída de la cobertura, los especialistas indicaron que es “multifactorial”, aunque la pandemia incrementó las dificultades para acceder a los vacunatorios, y remarcaron la importancia de desarrollar políticas públicas que implementen la inmunización en escuelas o guarderías.

“Es momento de aprovechar que la vacuna contra el coronavirus fue aceptada para los mayores de tres años y ahora ya no hay ningún inconveniente para aplicar en el mismo momento todas las vacunas. Ya no hay que esperar catorce días entre una vacuna y otra”, agregó Teijeiro.

El médico también consideró que la cobertura del calendario de vacunación “ya venía en descenso antes de la pandemia”, lo que se debe a que “cuando se controla una enfermedad como el sarampión se pierde la noción de riesgo, pero eso no es real”.

En tanto, Lloveras explicó que “siempre se asocia la vacunación con una edad que es la pediátrica y, en realidad, a lo largo de la vida hay un proceso de vacunación que se tiene que cumplir”.

Por último, indicó que los “adultos están subvacunados” y “hay que recordar la importancia de continuar con el proceso de vacunación a lo largo de la vida”.

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *