Un láser con IA detecta latidos cardíacos reemplazando al estetoscopio

Científicos de la Universidad de Glasgow desarrollaron una cámara láser capaz de leer los latidos del corazón de una persona a distancia y detectar con precisión los signos de que puede estar sufriendo enfermedades cardiovasculares, según publica The Guardian.

Esta innovación viene con una nueva particularidad: se puede instalar tanto en cabinas de centros comerciales donde las personas obtienen una lectura rápida del ritmo cardíaco como en casa, formando parte del control de distintos parámetros de salud en un entorno doméstico, según describió Daniele Faccio, profesor del Centro de Investigación Avanzada de la Universidad.

Pero, ¿cómo funciona en la práctica? Tal como lo indica el investigador, este sistema utiliza cámaras de alta velocidad que pueden grabar imágenes a velocidades de 2 mil fotogramas por segundo. Para ello, se proyecta un rayo láser sobre la garganta de una persona y se utilizan los reflejos para medir exactamente cuánto sube y baja su piel a medida que su arteria principal se expande y contrae al ser forzada la sangre a pasar por ella.

Sin embargo, el punto donde se proyecta el láser coincide con el final de nuestro pecho y allí pasan muchas otras cosas (además del latido) como, por ejemplo, la respiración. Estas “otras” acciones obstruyen las señales de los latidos, que es lo que está buscando el láser, dificultando en algún punto su tarea y la de otros estetoscopios tradicionales.

“Ahí es donde entra en juego la inteligencia artificial”, explica Faccio. “Utilizamos sistemas informáticos avanzados para filtrar todo excepto las vibraciones causadas por el latido del corazón de una persona, aunque sea una señal mucho más débil que los demás ruidos que emanan de su pecho. Conocemos la gama de frecuencias de los latidos del corazón humano, y la IA se centra en ella”, profundizó para The Guardian.

Si bien esta tecnología aún no está disponible, Faccio y su equipo esperan ponerla a disposición en diversas partes del mundo, empezando por el Reino Unido, para que todos puedan beneficiarse de esta nueva tecnología.

La inteligencia artificial, ¿reemplazará al médico?

En diálogo con El País, Josep Munuera, radiólogo experto en tecnologías digitales aplicadas a la salud y jefe de Diagnóstico por la Imagen del Hospital Sant Pau de Barcelona, responde a esta pregunta con una simple sílaba: no. Explicó que él considera a estas herramientas una oportunidad para empoderarse, más que una herramienta que lo sustituirá.

La valoración del profesional trae una visión que deja a un lado el alarmismo planteado por muchos medios de comunicación sobre la IA. Es sencillo: tiene muchos beneficios, hay que saber cómo usarlos ética y técnicamente. “Lo que puede pasar en un futuro es que en el consultorio estemos tres: un paciente, un médico y una herramienta con la cual los tres estamos interaccionando. Usaremos esto para comunicarnos mejor entre nosotros”, concluyó.

Para médicos de otros rubros, la inteligencia artificial también sugiere una posibilidad de progreso. “Es una gran oportunidad”, nos comenta Valentina Sielecki, médica especializada en estética. “Sin embargo, tiene que ser leído e interpretado con atención”, profundiza acerca de las precauciones que hay que tomar en el momento de incorporar la tecnología a los consultorios.

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *