Plataforma recupera la emoción de abrir un sobre sin pasar por el correo

Una novedosa plataforma fue presentada con la intención de traer una solución 100% gratuita, rápida y fácil para resolver la convocatoria a casamientos, cumpleaños, bautismos, babyshowers, Bat y Bar Mitzvahs, y todo tipo de eventos.

Se trata de “Quiero invitar”, la primera plataforma argentina para el diseño y envío de invitaciones online, que busca solucionar digitalmente el diseño y envío de invitaciones a fiestas o eventos.

Su servicio, 100% gratuito, permite resolver la falta de tiempo y reducir los costos de envío de las invitaciones tradicionales, ofreciendo diseño y simplicidad, pero evocando las mismas emociones que uno podría obtener al abrir un sobre en la vida real.

Esta plataforma busca sorprender mediante una experiencia diferente que redefine la tradición de invitar, pero manteniendo un espíritu personal e íntimo.

Sus diseños con impronta única, su web fácil de usar y su inmediatez la convierten en una opción única en su rubro.

Además, al ser un proceso completamente digital, la marca cuida el medio ambiente al eliminar totalmente el uso del papel.

“Quiero Invitar” ofrece una solución en 3 pasos: En primer lugar, la selección del diseño: al ingresar a la plataforma el usuario selecciona un diseño de un amplio catálogo de invitaciones de acuerdo al tipo de evento.

Luego, la personalización de la invitación: el usuario edita la invitación de acuerdo a sus gustos (tipo de fuente, colores y fotos personales) y completa los datos de su evento con horario, fecha, descripción del evento y cualquier otra información que le parezca pertinente (por ejemplo, la lista de regalos).

Finalmente, el envío de la invitación: el usuario debe ingresar los emails de todos los invitados para el envío online.

Un detalle adicional que, además de facilitar el proceso de confirmación, ayuda a no pagar “cubiertos” de más, es su RSVP 100% digitalizado, que simplifica el monitoreo de cuántos invitados irán al evento.

“Quiero Invitar” resuelve el costo de la falta de respuesta porque al saber exactamente cuántos invitados irán al evento, no se gasta dinero en un comensal que no asistirá.

“Viví varios años afuera y cuando regresé a Argentina me di cuenta de lo complicado que es invitar a un evento y especialmente que los invitados contesten”, explicó Sophia Blaquier, fundadora de la marca.

“Me sorprendió ver que los eventos que contaban con una gran organización (catering, disk jockey, ambientación) fueran comunicados de una forma tan poco atractiva, en general con un simple mensaje de WhatsApp. La comunicación del festejo realmente no correspondía con la magnitud de los eventos”, indicó Blaquier.

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *