“Los dos o tres primeros años de vida son una ventana estratégica a la alimentación”

Así lo afirmó Sergio Britos, director del Centro de Estudios sobre Políticas y Economía de la Alimentación (Cepea), en una entrevista radial en el programa Modo Avión, que conduce Pablo Sigal, junto a Mario Esman.

“Los dos o tres primeros años de vida son una ventana estratégica a la alimentación”, afirma el especialista en nutrición, y explica que el problema llega cuando la dieta se amplía a un entorno distinto al familiar. “Cuando el niño está incorporado a los patrones de alimentación de la familia y comienza el jardín o escuela, el índice de calidad de dieta que hemos medido desde CEPEA, adquiere un valor muy bajo”. Britos sostiene que el principal problema es que “nunca más se modifican esos hábitos”.

Una de las conclusiones a las que arribó la investigación del centro de estudios, es que las políticas públicas en materia de cuidados en torno a la  alimentación deben ser prolongadas por lo menos hasta el ingreso a la escolaridad, ésto “asegura una buena calidad de dieta hasta los 3 años, sin embargo, lo ideal sería extender las medidas hasta el egreso de la primaria, ya que esas buenas prácticas, probablemente construyan un adulto más saludable y se eviten enfermedades crónicas”, opina Britos.

A su vez, se determinó que la calidad de la dieta, evoluciona de forma negativa a medida que las personas crecen. Por ejemplo, durante los primeros años de vida está asegurado el consumo de lácteos, por la lactancia materna o leche de fórmulas, y luego por la incorporación de yogures, en ésta etapa, también se destaca la ingesta de frutas variadas, pero “a partir de los tres años, desciende el consumo de lácteos y aumenta el  jugos, gaseosas  y productos a base de harina refinada. Desde ahí los chicos empiezan a perder la rutina del desayuno, y a medida que crecen, el resto de las buenas prácticas de la primera infancia”, finalizó.

COMPARTIMOS EL AUDIO DE LA ENTREVISTA COMPLETA.

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *